Feliz cumpleaños papa, otra tarta muy especial.


Llevo un par de semanas muy familiares, y eso se nota en el blog. Si hace un par de semanas era la tarta fondant que mi madre le hizo a mi abuelo: Tarta dominó, hoy es la tarta que le hice ayer a mi padre con la ayuda de mi abuela.

A mi padre no le gusta mucho el fondant, y yo tenía muchas ganas de practicar con la manga pastelera, así que la cosa estaba clara: tenía que ser una tarta de crema. El color favorito de mi padre es el rojo, pero por lo que había leido la crema de mantequilla difícilmente queda roja (tira más a burdeos) así que decidí dejarla color crema y adornarla con rojo.


El bizcocho era el de la tarta de chocolate pero sin el frosting. Me ayudó mi abuela a hacerlo, ella me fue leyendo la receta en el blog y yo lo iba haciendo, también me ayudó a mezclar los ingredientes. Estaba ella la mar de mona a sus 78 años delante del ordenador dándome instrucciones 🙂

Para cubrirla y rellenarla hice una crema suiza de mantequilla a la vainilla como ésta, pero con batidora de varillas (muy difícil montar las claras sin una batidora de sobremesa):

Bañé ligeramente el bizcocho en un almíbar simple aromatizado con licor de guindas, y le puse una capita de mermelada de arándanos también en el relleno. Para decorarla usé azúcar y purpurina rojas.

Para hacer el efecto cesta seguí las instrucciones de este vídeo, aunque con la boquilla 48, y haciendo las líneas verticales de abajo a arriba (cosa que pude hacer porque mi bizcocho era bajito, pero no creo que salga bien con uno alto).

Estaba muy rica la tarta, y ha sido un buen cierre para el fantástico almuerzo al que nos ha invitado hoy mi padre.

Responder a delantal Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

10 ideas sobre “Feliz cumpleaños papa, otra tarta muy especial.”